jueves, 28 de enero de 2010

Lo que fuimos alguna vez.

Cuando mis padres contrajeron matrimonio, establecieron su primer domicilio conyugal en el departamento en el que mi papufo habitaba siendo soltero.
Ardilla no recuerda nada de ese depa, pero yo sí.

Tenía alfombra roja.
Sus paredes estaban tapizadas de color amarillo con figuras decorativas de color azul tenue.
Una sala-comedor era la estancia principal.
Dos cuartos y un pequeño baño al fondo, y la cocina con su puerta de esas que se avientan y se regresan contra uno.

Recuerdo que sólo había una familia en dicho edificio que tenía hijas, tanto de la edad mía y de ardilla, como mayores.
Y por las tardes las buscábamos para jugar ya sea en su casa, en la nuestra o en las escaleras de los departamentos.
La mayoría de las hijas de la vecina, fueron chicas muy atractivas físicamente.
Yo recuerdo especialmente a una.
Su nombre es Sandra.

Sandra era (es) aproximadamente 7 años mayor que yo.
Así que cuando yo era una infante, ella era una adolescente en pleno apogeo.
Su piel era apiñonada, su pelo era negro y lo usaba siempre corto y peinado hacia adentro para resaltar sus facciones, su nariz era deliciosamente recta, sus pómulos sutilmente salientes la hacían lucir hermosa al sonreír, sus labios eran sensuales, sus ojos eran pequeños, como de piojito, pero negros, negros y muy brillantes; sus curvas eran increíbles, debía ser 36-B ó 36-C de bra, debía tener 70 cm de cintura, y como 104 cm de cadera, y tenía unas piernas muy, muy bien torneadas…
En conjunto era una chica a la que yo siempre admiré en mi incipiente feminidad.
Pero lo que más me llamaba la atención de ella, era su voz increíblemente sensual.

Cuando nos mudamos a la casa paterna, el contacto con ellas disminuyó, pero nuestras mamufas se siguieron frecuentando.
Y cada vez que se visitaban mutuamente, yo recuerdo la manera en que Sandra ricurita me veía sonriendo y decía: “Pero jesssss qué grande estás caray!! No, ya no crezcas más!! Me siento vieja!!”, y todos a mi alrededor sonreían y hacían bromas de trasfondo sexual que yo no alcanzaba a comprender en ese entonces.

Ahora soy yo la que ve el crecimiento ajeno y comienzo a sentirme …. Adulta.

Siempre que veo a los nuevos y pequeños integrantes de la familia, me acuerdo de aquella niña que admiraba secretamente a una adolescente increíblemente femenina, de mirada intensa y brillante, curvas deliciosas y voz sensual.

Sonrío nostálgicamente y no puedo evitar pensar en lo que fuimos alguna vez....

Y en lo que actualmente somos.

9 comentarios:

paca dijo...

Lo dicho, ya ves, acabo de leer algo que se me antojo, y ya siento como sale lentamente un granito en el ojo.

Gracias que linda eh, a ver si a la próxima avisas.

Saludines frescos en dia caluroso.

pez dijo...

¿no puedes evitar pensar en lo que fueron y en lo que son?

explain, plisss, jajaja

¿y que fue de sandrita ricurita?

chales, hasta medio me excité con tu relato, jeje

marichuy dijo...

Jess

Dicen, algún nostálgico, que nunca volvemos a ser lo que fuimos... por más regresiones en el tiempo que intentemos… jamás lo lograremos. Y a veces, yo quisiera contradecir esta sentencia.

Abrazo

Elphaba dijo...

Esteeeeee....¿papas?

Rover dijo...

Igual que pez... ya siento que extraño a Sandrita :(

exijo fotos u.u

jess dijo...

Pablo, jajaja.... yo tmb andaba de antojada entonces jajaja! no, no, no... a dónde iremos a dar pues!
Pero de que la nena era toda una ricurita, sí que lo era. tzzzz!
... Y según yo, tengo parámetros estéticos de buen gusto jajaja!
Abrazos!


Pez, jajaja.... shiales... "piensa mal y acertarás" jajaja.. no, no, no....
Lo que fuimos alguna vez--> una niña que empezaba a conocer el mundo.
Lo que actualmente somos--> una mujer que ahora voltea a ver a las niñas que empiezana conocer el mundo.
;)
De Sandra.... se casó, tuvo un hijo y ahora tiene un negocio de fiestas infantiles. :)
¿Te medio excitaste? Habrá que mandar esta contestación a los editories de la revista que publicó que los relatos de las mujeres no son eróticos. :P
Besos virtuales!!
Muuuuaaaaaccccccckkkk!!


Marichuy, huuuy lo que fué y lo que actualmente es... apoco no es así como una vibra bien densa cuando uno se detiene, está en silencio, sin nadie que nos distraiga y nos ponemos a pensar en esas ondas....
Yo... yo la verdad es que he adorado cada año de mi vida, y miro con cierta nostalgia lo que nunca podré volver a tener.. pero... no lo cambio por lo que actualmente tengo, y por los sueños que espero llegar a cumplir un día.
Que venga lo que tenga que venir, que para eso existe un pasado muy bien cimentado!
¿O no? ;)
Un abrazototototote!!

Elphie, jajaja! No, lássstima que no caray!! jajaja, pero si encuentro a una nena igual de sensual que Sandra y que detone mi lado femenino, yo sí la detengo y le doy un beso y un buen agasajo jajaja!
Saludos!! :)

Mi Rover, jajajaja shiales.... la verdad es que las mejores fotos de ella están en mi memoria, sigue siendo increiblemente alegre, pero de esas curvas deliciosas no queda ya mucho... :/
jajaja abrazote!!!

Mil gracias por sus comens!
Lindo findeeee!!! :D

Simbad de la Porra dijo...

este post fue tan malo como los mios....solo 6 comentarios

jess dijo...

Pero qué clase de comentario es ése!!!

Y bueeeeno yo no aspiro a fama o reconocimiento público... así que por eso, ni me fijo en el número de comens morro. ;)

Saludossss!!

Marucha dijo...

Pase a tu casa,y me sorprendí por el contenido tan alegre,chispeante y despreocupado.

Es interesante y vendré a verte seguido.